Exigen al gobierno de España erradicar el aborto

Madrid, España.- Alrededor de 60 mil personas marcharon en Madrid para exigir la derogación de la actual ley del aborto aprobada en 2010 por el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero; a la marcha se unieron políticos como la alcaldesa madrileña, Ana Botella.

Unas 60 mil personas convocadas por distintas asociaciones marcharon hoy en Madrid para pedir al Gobierno español (PP, centroderecha) que cumpla su promesa electoral y «erradique» el aborto de la legislación española.

Bajo el lema «Cada vida importa», los manifestantes contaron con la presencia a título personal de algunos destacados militantes del PP, como la alcaldesa de la capital, Ana Botella, y varios diputados y senadores.

La actual legislación en materia de aborto es la aprobada en 2010 por el Ejecutivo socialista de José Luis Rodríguez Zapatero y basada en los plazos. En noviembre de 2011, el PP ganó las elecciones por mayoría y en su programa figuraba que modificaría la normativa para favorecer el derecho a la vida, sin muchas precisiones.

En diciembre de 2013, el Gobierno de Mariano Rajoy aprobó un proyecto para suprimir la ley de plazos por una de supuestos que haría legal dos casos para la interrupción del embarazo: violación y riesgo físico o psíquico para la madre.

El proyecto generó una fuerte polémica en la sociedad y diferencias incluso en el seno del PP, hasta que en septiembre pasado el Gobierno retiró su iniciativa, lo que llevó al ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, a presentar su dimisión.

Esa decisión no gusta a una parte del PP y de su electorado, por eso varias organizaciones convocaron hoy una marcha para hacer patente su disgusto con el Gobierno.

Al finalizar la marcha, el presidente del Foro de la Familia, Benigno Blanco, pidió al Gabinete de Rajoy que «erradique» el aborto y las leyes que lo incentivan y le recordó que los manifestantes no son «cautivos» de nadie y su voto sólo es «prisionero» de sus ideales.

Un modo de advertirle de que tendrá en cuenta la actitud que adopte cuando el año próximo haya que votar en las elecciones legislativas, previstas para noviembre. Si el Gobierno deroga la actual ley del aborto, «la sociedad sabrá recompensarle con el voto», dijo Blanco.

Por eso, llamó a los manifestantes -unos 60 mil según la Policía y 1.4 millones según los convocantes- a acudir a una nueva marcha el próximo 14 de marzo en contra del aborto.

Fuente: Universal

Comenta

Noticias relacionadas

Accesibilidad