Foto: Periodismo Viral

La música crea ‘comezón cerebral’

México, DF.-Parece ser que las canciones que se nos quedan fijadas en el cerebro, crean algo así como una “comezón cerebral” que sólo puede aliviarse mediante la repetición mental de la melodía una y otra vez.

De acuerdo con Periodismo Viral, cuando escuchamos una canción que nos gusta, nuestro cerebro genera diferentes sentimientos e ideas junto a la canción. Más tarde, cuando se recuerda ese sentimiento o idea, también una parte de la pegadiza canción es recordada, eso se llama “memoria involuntaria”.

En un estudio realizado recientemente, se comprobó que  algunos individuos que escuchaban una determinada canción completa, seguían repitiéndola en su cabeza sin darse cuenta.

El estudio también arrojó que las personas con trastorno obsesivo compulsivo han demostrado ser más propensas a que las canciones se queden pegadas en sus cabezas.

A más del 90% de nosotros se le pegará una canción al menos una vez a la semana. Además, se calcula que aproximadamente el 98% de los seres humanos experimentan canciones pegajosas de algún momento u otro.

Llegando hasta aquí, deben saber que al síndrome de la canción pegadiza se le conoce como ‘earworm’ o ‘Gusano del oído’.

¿De dónde vienen las Canciones pegajosas ?

Ha resultado muy difícil estudiar la naturaleza involuntaria de las canciones al quedarse atascadas en la cabeza de la gente. Como tal, el mecanismo exacto en el cerebro que provoca este fenómeno no se entiende aún completamente. En un nivel superior, algunos científicos creen que la humanidad antigua aprendía las cosas a través del canto y así evolucionó, hasta que ahora desarrollamos esta tendencia.

Por 200.000 años de evolución humana, hechos de la historia, palabras, necesidades y diferentes procesos eran recordados y transmitidos a través de palabras habladas y cantadas. Esto llevó a los científicos a opinar que el cerebro humano se ha convertido en una especie de cableado para codificar la información oral y cantada, y recordarla en un momento dado. Tengamos en cuenta que, incluso hoy en día, a muchos les resulta más fácil memorizar algo a lo que se le a añadido algún ritmo.

Por ejemplo, necesitamos aprender un poema literario en 5 días pero se nos hace imposible, en cambio, escuchamos una canción seguido y en menos de cinco días aprendemos su letra.

En especial una clase de canciones pueden desencadenar el ‘Gusano del oído’.

Las canciones que generan el efecto ‘gusano’ suelen tener notas con duraciones más largas pero los intervalos de tono más pequeños, son fáciles de cantar, incluso para los no entrenados musicalmente.

Hay decenas de ejemplos de canciones pegajosas, mencionando algunas de ellas se encuentran el Waka waka de Shakira, Gangnam Style o We Will Rock You (te aseguramos que si te diriges a YouTube ahora mismo y le das a ‘play’ a algunas de estas canciones el gusano del oído comenzará a actuar involuntariamente).

Cansado, estresado o inactivo

El gusano del oído se aprovecha de los ociosos, cansados ​​y estresados. Cuando las defensas están bajas y el cerebro no está demasiado ocupado, la persona es mas propensa a que llegue el gusano o la música pegajosa.

Además, cuando estamos tomando una ducha somos más susceptibles al ‘gusano del oído’ de un momento a otro.

No se preocupen, no son ningunos extraterrestres, entre un 97% y un 99% de la población padece del gusano del oído, alguna gente es más proclive que otra. A las mujeres les sucede más que a los hombres y es más frecuente en los músicos.

Fuente: Periodismo Viral

Comenta

Noticias relacionadas

Rescata mujer a su perro en estanque helado

domingo 23 de febrero de 2020

Accesibilidad