Tras la frustrada visita de Neves, senadores oficialistas de Brasil viajarán a Venezuela

Luego de la fallida visita de un grupo de senadores brasileños encabezados por el líder opositor Aécio Neves a Caracas, una comisión de senadores aliados al gobierno de la presidente Dilma Rousseff viajará este miércoles para entrevistarse con representantes del régimen de Nicolás Maduro, según anunció hoy el legislador Lindbergh Farias del Partido de los Trabajadores (PT).

«Queremos conversar con todos, vamos a conversar con el principal líder de la oposición venezolana, que es Henrique Capriles y no fue convocado por la comitiva anterior. Vamos a conversar con las mujeres de los presos de Venezuela y queremos conversar con el Gobierno», señaló Farias en declaraciones a la estatal Agencia Brasil.

Farias criticó a la primera comisión de senadores brasileños, integrada por legisladores opositores a Rousseff, que viajó el jueves pasado a Caracas y que fue víctima de actos hostiles por manifestantes supuestamente identificados con el gobierno de Maduro que impidieron su llegada al centro de la capital.

«Ahora queremos tener una posición equilibrada. La última cosa que nosotros queremos es que Venezuela entre en un proceso de guerra civil. Eso es pésimo para Venezuela, para Brasil y para América Latina», expresó el senador de Río de Janeiro.

Para Farias, la situación social y política en Venezuela es «gravísima» y dijo que la misión defenderá en el vecino país la «legalidad democrática y la realización de elecciones directas», convocadas ayer para elegir legisladores el próximo 6 de diciembre.

Además de Farias, el grupo lo integran Telmário Mota, del Partido Democrático Laborista (PDT); Lídice da Mata, del Partido Socialista Brasileño (PSB); Randolfe Rodrigues, del izquierdista Partido Socialismo y Libertad (PSOL) y Vanessa Grazziotin, del Partido Comunista de Brasil (PCdoB).

Al frente de la comitiva estará el también senador y ex gobernador del sureño estado de Paraná Roberto Requião, del aliado Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB) y quien era cercano al fallecido ex presidente venezolano Hugo Chávez.

El gobierno de Brasil lamentó la noche del jueves por medio de una nota oficial divulgada por la Cancillería los incidentes ocurridos durante la visita de la primera comisión liderada por Neves y afirmó que «son inaceptables los actos hostiles contra parlamentarios brasileños».

Por el incidente con el primer grupo de senadores que visitó Caracas, la Cancillería brasileña convocó el viernes a la embajadora de Venezuela en Brasilia, María Lourdes Urbaneja, y al Ministro de Relaciones Exteriores, Mauro Vieira.

Venezuela, por su parte, negó haber obstaculizado la visita y acusó a «grupos de la derecha nacional e internacional» de intentar construir una «maniobra mediática a partir de mentiras». En un comunicado, el Ministerio de Asuntos Exteriores atribuyó el bloqueo de la autopista que une el aeropuerto de Maiquetía con Caracas al «volcamiento de una gandola (un gran camión con remolque) cargada con sustancias inflamables».

Los incidentes registrados en Caracas han causado revuelo durante los últimos días en el Congreso brasileño y la Cámara de Diputados aprobó el jueves de urgencia una moción de censura contra el gobierno de Maduro.

Fuente: Infobae

Comenta

Noticias relacionadas

Accesibilidad