Foto: Google maps

Afganistán: EEUU se mantiene alerta ante posibilidad de más ataques

MUNDO.- Las fuerzas estadounidenses que están colaborando en la evacuación de afganos desesperados por huir del régimen talibán estaban en alerta por más ataques el viernes después de que un atentado de Estado Islámico provocó la muerte de al menos 110 personas, incluidos 13 estadounidenses, afuera del aeropuerto de Kabul.

El general Frank McKenzie, jefe del Comando Central de Estados Unidos, dijo que los comandantes estadounidenses estaban atentos a más ataques de EI, incluidos posiblemente cohetes o coches bomba contra el aeropuerto.

«Estamos haciendo todo lo posible para estar preparados», afirmó, agregando que se estaba compartiendo información de inteligencia con los talibanes y que él creía que «algunos ataques han sido frustrados por ellos».

La masacre del jueves tuvo lugar en un área donde miles de personas se habían reunido para intentar ingresar al aeropuerto y tomar vuelos de evacuación desde que los talibanes tomaron el control del país el 15 de agosto.

Las fuerzas estadounidenses y aliadas se apresuran a completar las evacuaciones de sus ciudadanos y afganos vulnerables y para retirarse de Afganistán antes de la fecha límite del 31 de agosto establecida por el presidente Joe Biden.

EI, enemigo de los talibanes y de Occidente, declaró que uno de sus terroristas suicidas tenía como objetivo «traductores y colaboradores del ejército estadounidense».

El ataque resalta el escenario político que enfrentan las potencias occidentales en Afganistán: comprometerse con los talibanes puede ser su mejor oportunidad para evitar que el país se convierta en caldo de cultivo para la militancia islamista.

Un video tomado después del ataque mostró cadáveres en un canal de aguas residuales junto a la valla del aeropuerto. Algunos cuerpos fueron sacados y depositados en montones mientras civiles lloraban buscando a sus seres queridos.

Los guardias talibanes bloquearon el acceso al aeropuerto el viernes, dijeron testigos.

«Teníamos un vuelo, pero la situación es muy difícil y las carreteras están bloqueadas», relató un hombre en una autopista de acceso al aeropuerto.

Otras 12.500 personas fueron evacuadas de Afganistán el jueves, elevando a 105.000 el total de extraídos por vía aérea al exterior por las fuerzas de países occidentales desde que los talibanes tomaron el poder el 14 de agosto, informó el viernes la Casa Blanca.

El secretario de Defensa británico, Ben Wallace, dijo que la amenaza de ataques aumentará a medida que las tropas occidentales estén cerca de completar su salida.

«Cuando nos vayamos, la narrativa de ciertos grupos como EI será que han expulsado a Estados Unidos o a Reino Unido», dijo Wallace a Sky News. También prometió actuar contra EI dondequiera que se manifieste.
Hay un temor creciente de que la población se enfrente a una emergencia humanitaria con la propagación del coronavirus y la escasez de alimentos y suministros médicos que se avecina.

Los suministros médicos se agotarán en unos días en Afganistán, dijo el viernes la Organización Mundial de la Salud, y agregó que espera establecer un puente aéreo hacia la ciudad norteña de Mazar-i-Sharif con la ayuda de Pakistán.

MÁS DE 105 MIL PERSONAS HAN ABANDONADO AFGANISTÁN

Más de 105.000 personas han podido abandonar Afganistán a través del
aeropuerto de Kabul desde que los talibán se hicieron con el control
de la capital afgana, según un nuevo balance de la Casa Blanca que
refleja la finalización progresiva de los traslados anunciada por
varios países.

Así, en las últimas 24 horas han sido evacuadas unas 12.500 personas,
de las cuales unas 8.500 corresponden a vuelos fletados por las
Fuerzas Armadas norteamericanas. Desde el 14 de agosto, ya son
105.000 las evacuaciones, que ascienden a 110.000 si se tienen en
cuenta otros viajes gestionados desde finales de julio, informa la
cadena CNN.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, tiene previsto reunirse
este viernes con su equipo de seguridad nacional para examinar la
situación de Afganistán, un día después de un doble atentado junto al
aeropuerto que dejó al menos 110 víctimas mortales, 13 de ellas
militares norteamericanos.

La Casa Blanca ha advertido de que «la amenaza persiste», por lo que
Washington no descarta que pueda producirse otro atentado antes de
que concluya el repliegue definitivo de tropas, previsto para el
próximo martes, 31 de agosto. La filial afgana de Estado Islámico
reivindicó la doble explosión del jueves.

La inseguridad ha llevado a numerosos países a acelerar el fin de sus
evacuaciones. España ha concluido su proceso de traslados con la
salida de 2.200 compatriotas y refugiados afganos, cifra similar a la
de Francia, que rondaría los 2.600. Italia, por su parte, ha sacado a
más de 4.800 afganos.

Alemania, que ha fletado ya su último avión, ha evacuado a más de
5.300 personas, mientras que Reino Unido es el segundo país que más
traslados ha efectuado, solo por detrás de Estados Unidos, con un
total que superaría los 13.700, según datos del Gobierno británico.

Con información de Europa Press

Noticias relacionadas

Accesibilidad