Altares monumentales prometen gran celebración de muertos en Huaquechula

PUEBLA.- El Ayuntamiento de Huaquechula está listo para recibir a 80 mil visitantes, quienes podrán admirar los 32 altares monumentales que serán montados con motivo del Día de Muertos.

 

El director de Cultura y Turismo local, Carlos Ismael Ponce, dijo que podrán ser visitados desde mañana y hasta el 2 de noviembre, al referir que los altares son Patrimonio Cultural, declarados así desde agosto de 1997.

El funcionario detalló que las piezas tienen hasta cinco metros de altura, es decir, son de piso a techo y abarcan el ancho de una habitación.

Señaló que todo comienza cuando un ser querido fallece y los familiares se organizan para ver y designar quiénes serán los artesanos y la inversión para conmemorar su vida, por lo que se coloca a quienes murieron, de agosto del año pasado hasta agosto del presente año.

Ponce Vargas dijo también que los altares son elaborados con tela de satín blanco con pliegues y caídas suaves, para darles majestuosidad.

Explicó que el primer nivel de cada altar, está dedicado a la parte terrenal. Ahí se colocan los alimentos y bebidas que le gustaban a la persona que falleció, el segundo nivel es la conexión con lo divino y el tercero significa el cielo.

Sobre la seguridad, comentó que el Ayuntamiento va a desplegar un operativo de Seguridad y de Protección Civil, además de supervisar que las medidas de salud sean las adecuadas.

Dentro de las actividades que se desarrollan en el municipio, también se realiza un trueque que tiene más de 400 años de celebrarse. Este ocurre el 31 de octubre de las 02:00 horas y termina con los primeros rayos del sol.

Posteriormente, cuando sale el sol, inicia la compra de las mercancías para que los deudos tengan todos los artículos para sus altares.

Sergio Rojas Juárez, artesano de la localidad, dijo que la colocación de los altares es una gran tradición que distingue a Huaquechula en el país.

Señaló que el costo de estos altares es de 20 mil a 50 mil pesos, independientemente de que las familias ofrecen a quienes les visitan una muestra de su gastronomía, cuando las ofertas están abiertas al público.

“Las familias hacen toda una inversión, venden sus cosechas y hacen la cooperación familiar. En esta celebración participan todas las personas que conocieron al ser querido que falleció», agregó.

 

 

 

 

 

 

Redacción 

Noticias relacionadas

Accesibilidad