Cerrar (X)

Él es el buzo cuyo cuerpo quedó hinchado. Esta la explicación médica

PERÚ.- Con una cinta métrica los médicos miden la nueva anatomía de Willy Ramos, quien es buzo y cuyo cuerpo está hinchado; como un globo a punto de reventar.

 

Es un caso muy extraño. La ciencia y la medicina lo diagnostican como síndrome por descompresión y puede derivar en hinchazón, como si le hubieran “inflado” el cuerpo. Pero ¿qué es lo que ocurrió con este buzo?

“Yo me dedicaba al buceo artesanal. Soy buzo extractor de mariscos. Bueno y ese día salimos a trabajar, estuvimos en plena faena. Pasa otra embarcación, no se da cuenta y por encima de la manguera pasa y me corta la manguera, me la parte en dos”, dijo en entrevista para Noticieros Televisa.

Al quedarse sin aire, se vio obligado a subir de golpe a la superficie.

“Cuando llegamos a la playa ya sentí un pequeño malestar, un pequeño así, una pequeña descompensación, un vacío en los vacíos de acá del craneano que es este, la parte de la nariz, la frente”.

Cuando llegó al centro médico de la bahía de Pisco, 240 kilómetros al sur de Lima, donde se ganaba la vida sumergiéndose en el mar, su cuerpo ya estaba hinchado.

 

 

“Él estaba en el fondo del mar, si se quedaba allí se ahogaba, así que decidió salir abruptamente a la superficie. Al salir presentó un cuadro de probablemente una embolia traumática por aire, donde se perfora o se rasga el pulmón y el aire se va por el celular subcutáneo”, indicó Raúl Aguado, médico especialista en medicina subacuática.

Hoy el cuerpo de Willy no es su cuerpo. Su brazo izquierdo mide 64 centímetros. El brazo derecho 72 centímetros y los pectorales 134 centímetros.

“Paraba en mi cuarto, no salía porque tenía vergüenza por la forma como me había deformado. Mi ropa no me quedaba, tenía que buscar ropa apropiada”, comentó Willy.

Actualmente, está internado en el Centro Médico Naval de Lima, un hospital especializado en este tipo de casos, pero su tratamiento es muy complejo.

El director del Centro Médico Naval, Wilfredo Ordaya, afirma que es un caso muy extraño.

“Casi se diría único en el mundo que tenemos de esa naturaleza”.

Y a cuatro años de su grave percance en el fondo del mar, Willy quiere que los médicos encuentren una cura a su mal para seguir buceando.

“Mi sueño es seguir buceando, claro ya no como antes a la profundidad que yo lo hacía. No todo es malo en este mundo, en esta vida y ya estoy, tengo otro brillo, me siento renovado”.

Sobre este caso, habla la doctora Diane Pérez.


 

Con información y fotos de Noticieros Televisa 

 

Comparte

Comenta

Noticias relacionadas

Accesibilidad