Foto: El Universal

‘Chuchos’ reviran contra Cárdenas

México, DF.- En medio de la disputa con el líder fundador del PRD, Cuauhtémoc Cárdenas, el dirigente perredista, Carlos Navarrete, pidió a las corrientes que lo llevaron al liderazgo no permitir el regreso a la dirección de una sola persona.

En reunión de las cuatro corrientes de la coalición mayoritaria que controlan al PRD, Navarrete rechazó que ese partido esté en proceso de extinción, o que su dirigencia sea producto de un reparto de cuotas, como lo aseguró ayer a El Universal el fundador perredista Cuauhtémoc Cárdenas.

Ubicó el problema en que los que perdieron la elección interna del 7 de septiembre, “pretenden cobrar facturas y asumirse como la parte que debe conducir este partido”.

Por eso pidió a sus aliados refrendar el pacto de apoyo frente a quienes quieren remover a toda la dirigencia o la culpan de todo, pues “hoy pareciera que está de moda responsabilizar sólo al PRD de todo lo que ocurre en el país, no lo permitamos”.

Ellos “representan a la minoría de los militantes, (pero) pretenden sentarnos en el banquillo de los acusados incluso desde el pedestal autoconstruido de autoridades morales que nosotros no podemos aceptar”, demandó.

Aunque su discurso tuvo alusiones a Cuauhtémoc Cárdenas, Navarrete no lo llamó por su nombre. Primero señaló su ausencia durante años. “No hay que permitir que se nos señale, se nos estigmatice, se nos acuse de dirigir un partido que se está desmoronando. Eso no es verdad. Puede desmoronarse el ánimo de quien no ha acompañado en los últimos años el proceso de construcción partidaria”.

Navarrete refirió que al nacer el PRD estuvo conducido por una persona y luego evolucionó a un sistema de representación, que dio origen a las corrientes políticas.

“Del 89 a 95 había un sistema solar. ¿lo recuerdan? un sol que brillaba único alrededor del cual giraban todos los demás personajes. Así lo denominó un dirigente de aquel tiempo, Raymundo Cárdenas, era un sistema solar, ese sol premiaba y castigaba, ese sol equilibraba a todos los equipos, ese sol convocaba a unos y separaba a otros.

“Todos girábamos alrededor de este sistema” pero luego se adoptó un sistema de representación, que no de reparto de cuotas, sino la asignación proporcional que le corresponde a cada quien, como en las Cámaras.

“Hoy hay quienes dicen que eso hay que cambiarlo, para sustituirlo ¿por qué? por lo que teníamos en el 89, regresemos al sistema solar, ¡No hemos luchado 25 años para ver el pasado compañeros!”, dijo en referencia a la postura de Cárdenas precisamente contra las llamadas “corrientes”.

Ayer las corrientes Alternativa Democrática Nacional (ADN), Foro Nuevo Sol y Vanguardia Progresista que integran la coalición mayoritaria que respaldó a Navarrete y refrendaron que seguirán juntos y acordaron hacer un mitin en el Zócalo el próximo domingo 7 de diciembre para demandar justicia en Guerrero y defender el salario mínimo y la paz.

Héctor Bautista, líder de ADN, coincidió en que no se permitirá el regreso de líderes únicos. “Hay quienes creen que el PRD requiere de las grandes figuras para continuar su rumbo yo creo en un PRD con institucionalidad”.

El líder de la corriente Nueva Izquierda, Jesús Ortega, rechazó que su partido esté inmóvil y rumbo a la extinción, como dijo Cuauhtémoc Cárdenas en entrevista publicada ayer en la edición impresa de El Universal.

“La actitud de autoflagelación, de autopenitencia o hasta de suicidio que quieren adoptar unos compañeros, a eso no le entramos”, sostuvo.

Con información: El Universal

Comparte

Comenta

Noticias relacionadas

Accesibilidad