Concentran siete estados robo de pipas: Pemex Logística

Ciudad de México. – El robo de pipas que transportan combustible propiedad de Pemex se mantiene como una constante durante la administración de Andrés Manuel López Obrador.

De acuerdo con datos de Pemex Logística a los que tuvo acceso El Economista vía transparencia, entre el 2011 y hasta el pasado julio de este 2019, la subsidiaria de la petrolera nacional tenía registros del robo de 39 pipas o autotanques que transportaban refinados.

Desde diciembre del 2018 y hasta julio pasado, en la nueva administración federal, han sido robadas nueve pipas de Pemex que transportaban diésel y gasolina. Tres robos se registraron durante el mes de diciembre del año pasado, mientras que seis se suscitaron durante los primeros siete meses de este 2019.

Los tres robos de diciembre, suscitados los días 1 —cuando tomó posesión López Obrador del cargo—, 26 y 29, se cometieron en el estado de Puebla, dos en el municipio de Miahuatlán y otro en Puebla capital.

Los seis casos de robo de pipas de este 2019 se registraron uno en Puebla capital, dos en Veracruz y tres más en Guanajuato.

El caso de esta última entidad destaca, ya que los tres robos de pipas fueron en la misma ciudad: Celaya. Dos de ellos se suscitaron el mismo día, el 26 de junio, y uno más se registró el 5 de julio pasado.

Las nueve pipas robadas desde diciembre del año pasado y hasta julio del 2019 contenían en su totalidad 175,000 litros de combustible, entre diésel y gasolina.

En comparación con el sexenio pasado de Enrique Peña Nieto, es decir, entre diciembre del 2012 y julio del 2013, hay un aumento de 800% durante la administración de López Obrador, ya que en dicho periodo Pemex Logística registró el hurto de sólo una pipa, en Reynosa, Tamaulipas.

En total, desde el 2011 y hasta julio pasado, las pipas fueron robadas en 17 municipios de siete estados. El municipio de mayor incidencia en los hurtos fue Reynosa, Tamaulipas, con 13 casos, refieren las cifras otorgadas a esta casa editorial por Pemex.

Menos conductores de los anunciados

Fue a finales de diciembre pasado cuando el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que se implementaría una nueva estrategia gubernamental en contra del robo de gasolina, que consistiría en cerrar por lapsos de tiempo el flujo de combustible por los ductos de Pemex y complementar el abasto a través de suministro de refinados transportados por pipas.

En el caso de las pipas, se anunció la compra de 707 unidades, cuyo costo, según los registros oficiales, ascendió a más de 85 millones de dólares.

Para la conducción de dichos automotores, se lanzó una convocatoria para el reclutamiento de choferes, cuya contratación y sueldos están a cargo de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

Según se anunció a principios de año, se preveía contratar 2,000 conductores para manejar las nuevas pipas. No obstante, hasta el pasado 31 de julio, la Sedena tenía contratados sólo a 1,647 operadores de autotanques.

De acuerdo con registros de la Sedena entregados vía transparencia a un peticionario, en la solicitud de información con folio 0000700092819 se informó que en total el Ejército realizó exámenes médicos a 4,686 hombres y ocho mujeres, para el puesto de conductor de los autotanques.

De ellos, aprobaron los exámenes, consistentes en un diagnóstico de salud general y uno psicológico, 2,798 hombres y siete mujeres.

En otra solicitud, con número 0000700217419, la Sedena informó que en total sólo procesó 1,950 solicitudes de empleo.

Con información de El Economista

Noticias relacionadas

Detienen en Michoacán a multihomicida

sábado 22 de febrero de 2020

Accesibilidad