Debate Trump – Biden: los momentos más importantes

MUNDO.- El martes 29 de septiembre por la noche se llevó a cabo el primer debate presidencial de Estados Unidos entre el candidato demócrata Joe Biden y el presidente republicano Donald Trump. Aquí les dejamos los momentos más importantes como resumen del primer enfrentamiento directo en la carrera por la Casa Blanca.

El debate inició a las ocho de la noche (tiempo del centro de México) en la Universidad Case Western Reserve de Cleveland y duró aproximadamente una hora y media. Durante el debate, los candidatos Joe Biden del Partido Demócrata y Donald Trump del Partido Republicano discutieron argumentos de campaña que se centraron, en su mayoría, en cuestiones de política interior.

Biden llegó con un ligero margen de ventaja de 7.1 puntos porcentuales en las encuestas. Sin embargo, este margen es mucho menor al que tenía Hillary Clinton en el mismo momento de la campaña en 2016. Por decirlo de otra forma, todavía es muy incierto quién puede ganar las elecciones.

El anfitrión, Chris Wallace de “Fox News Sunday”, moderó un debate con muy poco público en el que se siguieron todas las medidas sanitarias pertinentes para asegurar la seguridad de los asistentes. Así, uno de los temas más apremiantes de la noche fue el del manejo de la pandemia en un debate caracterizado por ataques personales y descalificaciones negativas de parte de los dos candidatos.

En cualquier caso, muchos analistas sugieren que este debate tendrá poco impacto en el resultado final de las elecciones. En efecto, muchos de los votantes ya estaban decididos antes del primer debate presidencial y la extrema polarización de estas posturas hace que los votantes cambien muy poco de opinión.

Para que no se queden sin saber todo lo que aconteció durante el debate, les dejamos un resumen con los momentos más importantes.

1. Biden y el moderador piden a Trump que se calle

Uno de los aspectos más sobresalientes de este debate fue qué tan rápido el moderador Chris Wallace perdió el control de las interacciones. El presidente Trump se negaba, sistemáticamente, a acatar las reglas del debate que ambos partidos habían firmado. En varios momentos el moderador tuvo que pedirle silencio al presidente e, incluso, tuvo que exhortarlo a respetar las reglas acordadas. Por su parte, Biden repitió, en diferentes ocasiones, que Trump es incapaz de mantenerse callado. En algún momento, incluso, Biden dijo: “¿Te puedes callar? Esto no tiene precedentes, sigues balbuceando, hombre.” Luego, claramente frustrado, Biden insultó directamente a Trump diciendo: “Es imposible mantener un debate con este payaso.”

2. Trump y Biden en desacuerdo sobre la vacuna del COVID

Donald Trump continuó con el discurso que ha mantenido desde el inicio de su campaña culpando a China por la crisis del COVID-19 y asegurando que Biden habría matado a dos millones de personas si hubiera estado en la Oficina Oval durante esta pandemia. Por su parte, Biden acusó al gobierno de tener una respuesta lenta y limitada. Además, culpó a Trump de las muertes causadas por la pandemia y de pasar toda esta crisis en un bunker y en una cancha de golf. Finalmente, en un desacuerdo directo, Trump dijo que habrá una vacuna en los próximos meses, mientras que Biden explicó que no es posible esperar por una vacuna antes del verano de 2021.

3. Trump dice que no evitar impuestos es estúpido

Cuando fue confrontado por la polémica investigación que hizo The New York Times sobre los pocos impuestos que ha pagado en los últimos años, Trump evadió la pregunta. El moderador, le preguntó directamente si solamente había pagado 750 dólares en impuestos federales en los últimos años, y Trump respondió que eso no era cierto y que, de hecho, había pagado millones de dólares. De hecho, es cierto que Trump ha pagado millones en impuestos, pero es probable que estos pagos hayan sido a través de sus empresas y no de sus cuentas personales. En cuanto a sus finanzas personales, a pesar de que en 2016 prometió liberar sus registros financieros, nadie puede verificar lo que investigó The New York Times. Finalmente, Trump explicó que él es un constructor y que, como constructor, trataba de pagar lo menos posible en impuestos. Agregó, además, que los que no evitan pagar impuestos son simplemente estúpidos.

4. Trump se niega a condenar a grupos de odio racial

En un momento, el moderador le preguntó directamente a Donald Trump sobre su reacción a los disturbios en Charlottesville en donde una manifestación de supremacistas blancos causó disturbios y provocó la muerte de una persona. En ese momento, Trump dijo que, de ambos lados de los enfrentamientos había muy buenas personas. Por eso, el moderador le pidió que condenara, en vivo y en directo, de una vez por todas a los grupos supremacistas de extrema derecha. En vez de hacerlo, el presidente acusó a los radicales de izquierda de causar todos los problemas de enfrentamientos en el país. El moderador, no satisfecho con su respuesta, le pidió que denunciara directamente a la extrema derecha a lo que Trump respondió:

“¿Qué quieres que diga? ¿A quién quieres que le diga algo? ¿Quieres que me dirija a los Proud Boys (organización de supremacistas blancos)? Bueno, les digo que se retiren y que se mantengan alertas.”

Por supuesto, el hecho de que pidiera que se “mantuvieran alertas” resultó en una fuerte polémica.

5. Trump acusa a Biden de ser socialista

El presidente mantuvo la retórica de su campaña al acusar, una y otra vez, a Joe Biden de estar al servicio de la izquierda radical. En este sentido, Trump dijo que Biden quiere crear una reforma de salud socialista apoyando Obamacare. También acusó a Biden de ser incapaz de hablar de “ley y orden” porque perdería el apoyo de la extrema izquierda. Finalmente, Trump dijo que el movimiento Antifa (los antifascistas de extrema izquierda, según su propio discurso) terminarían por derrocar el gobierno si Biden llega a ganar la elección.

6. Biden acusa a Trump de ser una marioneta de Putin

En una de las acusaciones más fuertes de la noche, Biden dijo, directamente, que el presidente era una marioneta del mandatario ruso Vladimir Putin. Así se expresó el anterior vicepresidente:

“Bajo este presidente hemos acabado más pobres, más enfermos, más divididos, y más débiles que nunca. Él es la marioneta de Putin. Los millonarios se han vuelto más ricos y los pobres más pobres. Ahora hay más violencia que nunca. Y la nación no puede seguir tan dividida.”

7. Trump se niega a aceptar el cambio climático

Cuando el moderador quiso llevar la conversación hacia el muy apremiante tema ecológico, cuestionó las múltiples declaraciones de Donald Trump que, a través de los años, ha negado el fenómeno del cambio climático. Incluso, en uno de sus acciones ejecutivas más cuestionadas, Donald Trump sacó a Estados Unidos de los acuerdos de París para reducir las emisiones de carbono a la atmósfera. El moderador le preguntó directamente a Trump si creía en la realidad científica del cambio climático a lo que el presidente respondió con evasivas. En particular dijo que los incendios forestales son causados por una mala administración de los parques nacionales y nunca aceptó que estuvieran relacionados con el calentamiento global.

8. Trump dice que habrá fraude y que puede no aceptar el resultado de la elección

Debido a la crisis mundial por la epidemia de COVID-19, muchos estadounidenses no irán a votar directamente a las casillas. Así, muchos de los votos, en esta elección, serán enviados de forma remota a través de los servicios nacionales de correo. Mientras que Joe Biden explicó que los militares han votado por correo desde la Guerra Civil y que no existe ninguna evidencia de que pueda haber fraude electoral en estas elecciones, Trump aseguró que ya hay boletas desaparecidas con su nombre en basureros de todo el país. Más aún, Trump dijo que estas serán las elecciones más manipuladas de la historia. Finalmente, cuando el moderador preguntó si mantendría a sus seguidores calmados mientras se logra el conteo total de votos (que, por la votación a distancia, puede tardar semanas) Trump dijo que sólo aceptará la elección si es una elección justa y que, de lo contrario, la disputará.

Todavía no se puede saber cuál fue el resultado de este debate, pero las primeras encuestas de salida de ABC con el programa Yougov apuntan a que las preferencias electorales cambiaron muy poco y que la mayoría de los estadounidenses se sintieron más molestos por el debate que informados. Por supuesto, una de las mayores impresiones que dejó esta confrontación fue la de un intercambio negativo en el que hubo más ataques personales que propuestas. En ese sentido, Donald Trump mantuvo su retórica agresiva y Joe Biden intentó demostrar que también puede igualar los intercambios virulentos del actual presidente.

En los próximos días, sin duda, tendremos más información sobre cómo cambió la opinión de los votantes después del primer debate. Y, de cualquier forma, todavía faltan dos debates presidenciales que tendrán lugar el 15 y el 22 de octubre, además de un debate entre los candidatos a vicepresidente Mike Pence del Partido Republicano y Kamala Harris del Partido Demócrata el 7 de octubre.

Con información de Noticieros Televisa / Foto: AFP

Noticias relacionadas

Joao Maleck, culpable de homicidio

viernes 23 de octubre de 2020

Accesibilidad