Desconocen conductores cómo funcionan ‘Fotocívicas’

Ciudad de México. – Tras la entrada en funcionamiento de las Fotocívicas el pasado 22 de abril, conductores se dijeron preocupados por la falta de información, pues aseguran desconocer cuál será el procedimiento a seguir tras cometer alguna infracción de tránsito.

EL UNIVERSAL realizó un recorrido en algunos puntos donde fueron reubicadas las cámaras para identificar las infracciones, una de ellas sobre calzada Ignacio Zaragoza, a la altura del Circuito Bicentenario, donde, aseguran, todos los días se convierte en un caos por las maniobras del transporte público.

“He escuchado muy poco, la verdad no sé si me vaya a llegar una multa, porque antes, tiro por viaje, era una sacadera de dinero”, dijo Elena, automovilista.

En ese punto se observó que algunas unidades permanecen detenidas por varios minutos, a pesar de tener enfrente la cámara de Fotocívicas, contrario a los automóviles, quienes tratan de cumplir el reglamento e incluso se cuidan de que no les salga el flash, por lo que van disminuyendo su velocidad al pasar. En caso de quedarse sobre la cebra peatonal, los conductores buscan la forma para retroceder.

“Dijeron que ya no nos iban a cobrar, que sería por medio de cursos y actividades, pero hasta no ver, no creer, porque puede ser que a la mera hora nos den en la torre con las multotas”, dijo Gerardo, taxista.

La Secretaría de Movilidad (Semovi) publicó la ubicación de 79 cámaras y radares que son parte del programa de Fotocívicas, entre ellas las ubicadas en calzada Ignacio Zaragoza, Paseo de la Reforma, Eje 1 Norte, Lieja y Anillo Periférico.

“El objetivo del programa Fotocívicas es cambiar el comportamiento de las personas. Precisamente por eso compartimos la información de cámaras y radares, porque están localizadas en los lugares con más incidentes viales”, explicó hace unos días el titular de la Semovi, Andrés Lajous Loaeza.

Rodrigo Díaz, subsecretario de Planeación de la Semovi, dijo que las imágenes serán analizadas por la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) antes de ser entregadas a los conductores infractores, lo que tardará entre dos y tres semanas.

“No hay empresas de por medio, no hay afán de lucro, lo que nos interesa no es sancionar, sino cambiar conductas”, dijo.

Explicó que, al no tener una intención recaudatoria, se tendrá que analizar cada una de las infracciones tomadas por estos equipos para identificar si se trata de una falta y así ir eliminando puntos a las placas de los vehículos.

En entrevista con EL UNIVERSAL, Rodrigo Díaz aseguró que en la operación no estarán involucradas empresas como se hacía con fotomultas, si no con la colaboración de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, la Agencia de Innovación Digital de la Ciudad y Semovi.

Detalló que la Agencia de Innovación Digital capitalina será la que procese la información y creará los sitios web de los cursos. Recordó que la entrega será de dos a tres semanas y de tres formas: a domicilio, vía mensaje SMS o en la página de la Semovi.

Con información de El Universal.

Noticias relacionadas

Joao Maleck, culpable de homicidio

viernes 23 de octubre de 2020

Accesibilidad