Ehécatl y Gätsy, los ventiladores creados por Conacyt para pacientes con COVID-19

MÉXICO.- El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, anunció este martes que el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) ha logrado construir, con tecnología mexicana, dos ventiladores para atender a pacientes graves de coronavirus.

“Tenemos una muy buena noticia para el pueblo de México, el que ya se logró producir un ventilador con tecnología mexicana, un ventilador hecho en México, lo cual va a significar ser autosuficientes en este equipo que es básico y fundamental”, dijo el presidente en conferencia de prensa desde Palacio Nacional.

Señaló que se trata de un trabajo de los científicos del Conacyt, en colaboración con otros investigadores de México y también de empresas nacionales y extranjeras.

El mandatario recordó que México no disponía de equipos propios hasta ahora y que el país ha tenido acceso a los respiradores gracias a la “solidaridad internacional” de otras naciones, que le han vendido los aparatos.

Por su parte, el doctor Jorge Alcocer, secretario de Salud, mencionó que se trata de dos tipos de ventiladores de alta especialidad, accesibles a todos y en respuesta a las necesidades más urgentes en el escenario de la pandemia.

“Todo ello reduciendo gastos y aumentando eficiencia, de este modo fortalecemos nuestra independencia tecnológica y ganamos en soberanía nacional”, dijo Alcocer.

Ehécatl y Gätsy son los nombres de los ventiladores

En la conferencia fueron presentados dos modelos, uno llamado Ehécatl (dios del viento mexica) que fue patentado por el Estado mexicano, y otro llamado Gätsy (“suspiro” en idioma otomí), que ha sido desarrollado en colaboración entre el Gobierno y la empresa Dydetec.

“Hicimos esfuerzos para el desarrollo de equipos de alta especialidad que son claves y estratégicos. México dependía del extranjero, como en muchos otros aspectos, de tecnología estratégica”, dijo María Elena Álvarez-Buylla, directora del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), organismo público que ha coordinado el desarrollo de ambos modelos.

Álvarez-Buylla anunció que ya se están fabricando 1.000 equipos, 500 de cada modelo, con un costo total de 259,9 millones de pesos mexicanos (unos 11,8 millones de dólares).

“Un costo muchísimo más barato del que hubiera implicado comprar 1.000 ventiladores, que se están ya fabricando masivamente. Hubiera costado mucho más adquirirlos en el extranjero”, explicó la directora del Conacyt.

Detalló que los dos modelos “comparten un alto grado de seguridad biomédica, calidad y sensores de control” y que “ambos son ventiladores mecánicos invasivos de mezcla de gases”.

México alcanzó este lunes 304.435 casos confirmados y 35.491 muertes por la COVID-19, siendo el cuarto país del mundo con mas fallecidos en números absolutos por el coronavirus SARS-CoV-2.

Según datos oficiales, los hospitales mexicanos presentan una ocupación promedio del 39 % de camas con ventiladores, y los estados con mayor ocupación son Nuevo León (60 %), Tabasco (57 %) y Baja California (56 %).

Con información de Noticieros Televisa / Foto: Gobierno de México

Noticias relacionadas

Accesibilidad