Foto: La Verdad Noticias

Gobierno Federal reúne casi 62 mdp con subastas de vehículos


Zumpango, Estado de México.- La histórica subasta de vehículos oficiales para financiar a la Guardia Nacional se quedó corta y no logró recaudar los 100 millones de pesos esperados por el presidente Andrés Manuel López Obrador, al recabar, en los dos días en que se realizó, aproximadamente 61.8 millones de pesos.

No obstante lo anterior, el presidente (quien este lunes dará a conocer el corte final de lo obtenido con la subasta) cumplió su palabra al deshacerse de vehículos por él mismo considerados fifís y que, en aras de la austeridad, puso en venta al público.

Sin embargo, pese a la expectativa generada, y que hubo dos y hasta tres rondas para ofertarlos, se quedaron en bodega 21 vehículos blindados que pertenecieron al Estado Mayor Presidencial (EMP) en los sexenios de Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto, además de un vehículo de trabajo con antigüedad de 25 años.

Por ellos, el gobierno federal había proyectado un precio de venta inicial de 14.6 millones de pesos, pero nadie se interesó, por lo que, según el director del Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE), Ricardo Rodríguez Vargas, en abril volverán a ser rematados.

Para entonces, sin embargo, se ofrecerán entre 5% y 15% por debajo del precio proyectado, en aras de que salgan en venta.

Todas estas unidades son camionetas Chevrolet Suburban, modelos 2008, 2009, 2011, 2012 y 2013, que cuentan con nivel de blindaje 4 o superior, hasta 6 Plus, y que esperarán nuevo postor.

Las unidades

En cambio, el SAE resultó exitoso al vender al público, formado por más de 200 personas provenientes de todo el país que se reunieron en la Base Aérea de Santa Lucía, 196 vehículos de un total de 218 ofertados entre sábado y domingo.

Destacan entre los vehículos considerados fífís un lote de 13 autos blindados con nivel de protección de 3 y hasta 6 y 6 Plus, con precios de venta que oscilaron desde los 192 mil 500 pesos hasta 1.9 millones de pesos.

Esta última fue la suma mayor y fue liquidada el sábado por el empresario Enrique Herrera, quien adquirió un Audi A8 modelo 2012, en el que se trasladó a jefes de Estado durante los sexenios de Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto.

Además de eso, fueron rematadas motocicletas BMW G 650 GS modelo 2013 y marca Harley-Davidson modelo 2013, además de autos Jeep Wrangler, Chevrolet Tahoe y tipo van, Ford Super Duty F-350 tipo redilas.

En dos y hasta tres rondas, pues se sometió ayer a nueva subasta lo no comprado el sábado, el gobierno federal reunió así cerca de 61 millones 820 mil 600 pesos para fondear sus planes relacionados con la seguridad pública.

Con información de El Universal. 

Noticias relacionadas

Accesibilidad