Insiste Trump en reactivar economía pese a contagios

Estados Unidos.- Pese a que más gente enferme o muera, el presidente estadounidense, Donald Trump, prefiere que la reapertura de la economía de Estados Unidos comience de inmediato.

Cuestionado sobre si cree que aumentará el número de muertos por desconfinar a la población para reabrir la economía, el mandatario aseguró: “Es posible, habrá algunos”.

Y sucederá porque la gente “no estará confinada en un apartamento, en una casa o donde quiera que sea”, dijo Trump en la fábrica de Honeywell en Phoenix, Arizona, que visitó en su primer viaje importante desde que comenzara la cuarentena por el coronavirus.

La campaña de reelección de Trump, de cara a la elección presidencial de noviembre, se activa después de la orden de confinamiento masivo impuesta para tratar de detener la propagación del virus, que ya ha matado a 70,000 personas en Estados Unidos, una cifra que antes de junio llegará a 100,000, según varios pronósticos.

“Debemos abrir nuestro país”, insistió el mandatario desde las instalaciones de la empresa. “No podemos mantener nuestra economía cerrada por los próximos cinco años”.

“No digo que todo sea perfecto. ¿Se verán afectadas duramente algunas personas? Sí. Pero debemos reabrir nuestro país y debemos hacerlo pronto”, añadió.

El presidente ha expresado su creciente frustración con la recesión provocada por el coronavirus, que ha dejado a más de 30 millones de estadounidenses sin trabajo. Estados Unidos tiene alrededor de 1.2 millones de personas infectadas y más de 70,000 muertos hasta el momento.

Desmantelarán célula de crisis

El vicepresidente Mike Pence informó que la Casa Blanca ha decidido desmantelar el grupo de emergencia creado para gestionar las medidas para frenar el brote del coronavirus, en la última muestra de que el gobierno de Trump ya no considera la pandemia como una prioridad diaria.

“Creo que empezamos a considerar las fechas del Memorial Day (25 de mayo) o principios de junio” para desmantelar la célula de crisis, dijo.

Con información de El Economista.

Noticias relacionadas

Accesibilidad