Foto: Twitter / @omarfayad

Más de 50 mil damnificados por inundaciones en Tula

MÉXICO.- En Tula, Hidalgo, continúa la emergencia, pero el agua en las calles comienza a descender y muestra la dimensión de los daños.

Las familias sacan de entre el lodo, sillones, camas, ropa, el patrimonio de toda una vida.

Karla Patricia aún no puede creer que en minutos lo perdió todo.

«No esperábamos que el agua llegara a estos niveles, fue muy rápido en 20 minutos el agua ya estaba aquí (…) El agua tapó todo hasta acá (…) Es empezar todo no hay cocinas, no hay recámara. no hay baño, no hay nada».

A unos pasos, Don Román Parra, sentado en la entrada de su casa, es atendido por un paramédico, la presión se le disparó, al ver como el agua subía hasta cubrir su vivienda.

«El lunes, el lunes creció el río, nosotros estábamos confiados de que sube 60 centímetros, todo se acabó, todo se acabó, se perdió todo, gracias a Dios estamos aquí».

«Estamos checando que estén hidratados que estén dentro de signos vitales como tensión arterial, temperatura, igual ahorita lo de COVID estamos tratando de darle las recomendaciones», dijo Axel, paramédico de Tula.

En el otro lado de la ciudad se observan los daños en el Hospital General de Zona Número 5. del IMSS donde murieron 16 personas.

En el estacionamiento aún hay autos que se quedaron bajo el agua que alcanzó poco más de dos metros.

Esta es una de las farmacias que se ubican cerca del hospital la inundación y los delincuentes terminaron con todo.

«Es triste ver cómo el lugar que nos da de comer se derrumbó así y todavía la gente pues aprovechada para entrar a sacar lo que podía», comentó Brisa Jazmín, comerciante.

El río aún muestra un caudal alto, sin embargo, comenzó a descender.

«Estuvieron realizando recorridos, estuvimos haciendo en lo que es la parte de atrás de lo que es el río, para ver la disminución, durante el transcurso de la madrugada ya fue disminuyendo», señaló Jorge Montufar, director de Bomberos y Protección Civil de Hidalgo.

En medio de la tragedia, hay también momentos de generosidad. Un joven rescató a un perrito que llevaba tres días atrapado.

El jueves vecinos y autoridades comenzaron los trabajos de limpieza con ayuda de pipas de agua, escobas y carretillas.

Desde hace seis años Ivan Bizuet tiene un local de fotografía frente al mercado de Tula, desde muy temprano llegó con su familia y algunos empleados para realizar trabajos de limpieza.

«Ya estamos ahora sí que rescatando lo que se pueden, echándole montón para limpiar lo más pronto posible para ver si hay chance de normalizar las cosas»

Juan José Plasencia, junto con su familia tenían un puesto de carnitas desde 10 años, pero el desbordamiento del Río acabó con el patrimonio familiar, el agua se llevó, cazos, mesas, sillas, vasos y platos.

«Quedamos destruidos completamente, aquí esto ya no se vuelve a vendemos alimentos, esto tiene que estar impecable, tenemos que comprar de nuevo todo»

La Plaza de Artesanías de Tula también se acabó, sus locatarios perdieron todo y La Universidad Pedagógica de Hidalgo también se vio afectada.

Las autoridades continúan con el recuento de daños y hasta el momento se contabilizan poco más de 50 mil damnificados, cinco mil viviendas dañadas y hospitales colapsados.

Con información de Noticieros Televisa

Noticias relacionadas

Accesibilidad