Otorga IMSS 615 licencias para padres de niños con cáncer

México. – Desde el 5 de junio de 2019 a la fecha, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) ha otorgado 615 licencias a 85 padres y 115 madres de niños con cáncer.

La licencias han derivado en el otorgamiento de ocho mil 193 días de permiso, a partir de la adición del artículo 140 Bis de la Ley del Seguro Social, con el fin de ausentarse de sus labores para el mejor cuidado de sus hijos de hasta 16 años de edad diagnosticados con la enfermedad.

“Es mucho el tiempo de internamiento para sus quimioterapias, varias semanas para recuperarse de las cirugías y no les permitían en sus trabajos ausentarse tanto tiempo a los papás, de tal manera que muchas veces perdían el empleo, eso era tremendo, porque entonces pierde el Seguro Social y el tratamiento se interrumpe”, enfatizó el doctor Enrique López Aguilar, director médico del Hospital de Pediatría del Centro Médico Nacional (CMN) Siglo XXI.

Indicó que previo a este cambio en las leyes, alrededor de 15 por ciento de las niñas y niños atendidos en el Hospital de Pediatría abandonaban su tratamiento por la pérdida de la seguridad social, ya que era común que las mamás o papás perdieran el trabajo ante los constantes permisos. Otro beneficio es que los padres pueden tener derecho a un subsidio equivalente al 60 por ciento de su sueldo.

Para el doctor López Aguilar la Unidad Médica de Alta Especialidad (UMAE) del CMN Siglo XXI es centro de referencia nacional en el tratamiento de cáncer infantil, particularmente para el tratamiento de tumores del cerebro, hueso y en extremidades, que son los que requieren de más tiempo de recuperación. En el hospital se han otorgado más de 110 licencias a padres de menores con cáncer, permiso que va de uno a 28 días y que puede renovarse las ocasiones que sean necesarias hasta por 364 días en un periodo que no debe exceder tres años.

Heriberto Rivas, papá de Dulce Citlali quien se encuentra internada en el Hospital de Pediatría desde hace cuatro meses por un tumor en la parte posterior de su cerebro fue uno de los beneficiados de esta licencia.

“Me dieron la oportunidad desde Neurocirugía de tener la licencia, porque en mi caso yo ya había gastado vacaciones, días renunciables y tenía un problema grave; somos de Coatzacoalcos, Veracruz, y no podíamos estarlo solucionando a distancia, y pues gracias a que salió esta licencia pasamos a quimioterapia por parte de Oncología y estamos en seguimiento”, enfatizó.

Noticias relacionadas

Accesibilidad