Cerrar (X)

Precios de electrodomésticos también subirán este año

Ciudad de México.- Las empresas de electrodomésticos Mabe y Whirpool anunciaron que aumentarán los precios de sus productos hasta 10%, debido a la volatilidad del tipo de cambio y la incertidumbre del TLCAN. Se trata del segundo incremento en el año.

Las estufas, refrigeradores, hornos, lavadoras, secadoras y licuadoras, entre otros electrodomésticos de aproximadamente una decena de marcas, subirán de precios a partir del 1 de julio, justo el día de las elecciones presidenciales en el país, revela esta investigación de Ivette Saldaña, que transcribimos íntegramente de El Universal.

Mabe, con sus marcas IEM, Io Mabe, Easy, IEM y GE Profile, así como distribuidores de Whirlpool, Maytag, Kitchen Aid y Acros informaron de la medida bajo el argumento de que tienen impacto en sus costos de producción por el tipo de cambio, el cual rebasa los 20 pesos por dólar, así como por el incremento de insumos como el acero y los energéticos.

Hay otras firmas que de manera verbal informaron que “próximamente” habrá aumentos, como es el caso de Teka, de acuerdo con fuentes consultadas por El Universal.

Justificaciones como el tipo de cambio, la renegociación delTratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) y la posibilidad de que se termine el acuerdo no son nuevas. A fines de 2016, y antes de que Donald Trump tomara el cargo como presidente de Estados Unidos, diversas marcas dijeron a distribuidores que el panorama era incierto y les pidieron “prever”.

En diciembre de 2016, Whirlpool anunció un incremento de precios de 15%, el cual entró en vigor en enero de este año, al igual que lo hizo Mabe, de acuerdo con diversas cartas en poder de El Universal.

En este 2018, el 31 de mayo, justo el día que Estados Unidos anunció la imposición de aranceles al acero y aluminio mexicanos que se exportan a ese país, la distribuidora Whirlpool, Maytag, Kitchen Aid y Acros anunció que aumentarán 8% su lista de precios, decisión que se informó a cadenas de autoservicio, departamentales y a los distribuidores.

“Como es del dominio público, en los últimos meses se han incrementado significativamente el tipo de cambio y el precio de los insumos más importantes para nuestro negocio como el acero y derivados del petróleo, entre los más importantes, las resinas y gasolina”, afirma en una misiva Whirlpool México, y agrega que no pueden seguir absorbiendo la totalidad de los impactos, por lo que deberán subir los precios 8%.

El 3 de junio, dos días después de que el gobierno mexicano dio a conocer que en represalia a la medida que anunció la Casa Blanca de imponer aranceles, iba a poner impuestos al acero y a alimentos estadounidenses, Mabe informó de su segundo aumento del año.

El 1 de enero de 2018, Mabe aplicó un alza de entre 5% y 7%, que si se suma al 9.5% del próximo 1 de julio, acumulará entre 14.5% y 16.5% en sólo la primera mitad del año.

Mabe explicó que a pesar de que buscan aumentar la productividad y reducir costos, “las presiones son mayores”, por lo que se incrementarán las cotizaciones “derivado de un continuo incremento de precios de los principales insumos y materias primas a escala mundial, sumado a la presión de tipo de cambio que enfrenta nuestra moneda”.

Monogram anunció en enero de 2018 un aumento de 12%, Teka lo hizo en febrero, con un alza de 5%. Ese mismo mes, Frigidaire y Electrolux también transfirieron aumentos de costos de producción a clientes.

En diversas misivas las marcas aseguran que el costo de producción se incrementó por los principales insumos que se utilizan para elaborarlos productos. A lo que se agrega el tipo de cambio. La decisión la dieron a conocer desde fines de mayo pasado y los primeros días de junio.

Hay marcas premium cuyos precios se cotizan en dólares y su venta se liga al tipo de cambio diario, como Marvel, Subzero, Thermador, Viking y Wolf, entre otras.

Comparte

Comenta

Noticias relacionadas

Accesibilidad