Foto: Grupo Fórmula

Raúl González no buscará reelegirse en la CNDH

México, DF.- A unos días de haber asumido el cargo como presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Raúl González Pérez aseguró que al concluir su periodo, en cinco años, no intentará reelegirse y admitió no ser ingenuo pues toma las riendas del organismo en medio de una agenda compleja y de lacerantes violaciones a los derechos humanos. 

Entrevistado en el estudio de Ciro Gómez Leyva en Radio Fórmula, González Pérez dijo que si algo debe caracterizar al ombudsman es un respaldo de todos los sectores, lo que tiene para desarrollar su trabajo es autoridad moral, credibilidad y confianza, y esa se logra con el trabajo que pueda hacer. 

“Pero también se logra con los respaldos y en ese sentido el mensaje político del Senado es que tuvieron el consenso para darme un voto mayoritario de confianza y eso ayuda en una gestión muy complicada”. 

Dijo no ser “ingenuo pues tomo las riendas de la CNDH en medio de una agenda muy compleja, en medio de una situación extraordinaria en ciertas partes de la República, en medio de lacerantes violaciones a derechos humanos, en medio de un asunto que detonó uno de los problemas que sufre el país, desapariciones forzadas. 

“Y en torno a que no sabemos el paradero de 43 jóvenes y que necesitamos conocer la verdad y necesitamos que los responsables de esto, que no se agregue un caso más en este país a lo que es el círculo vicioso de la impunidad que genera nuevas violaciones”, recordó el ombudsman. 

González Pérez lamentó que el temor por la sanción se haya diluido porque no se aplica la ley. 

Dijo que a casi 25 años de haberse fundado la CNDH, la historia del organismo ha sido de luces y sombras. “No podemos calificar a la Comisión generalizadamente, creo que hay casos palpables de éxito, de contención de acciones arbitrarias del gobierno” y citó que en el caso de Aguas Blancas se actuó rápido. 

“El impulso que le dio en sus comienzos Jorge Carpizo, hizo renacer la esperanza en una de las crisis que había en ese entonces que era el tema recurrente de la tortura, en el argot policial era cómo metemos trabajo y se cuantificaba con decir ya cumplimos tantas aprehensiones y claro, el conejo reconocía que era elefante y se superó esa circunstancia, lamentablemente varias circunstancias han hecho que la sociedad deje de creen en las instituciones y el gran reto que tengo es darle confianza a la sociedad y credibilidad a la CNDH”, recordó. 

Sobre los hechos ocurridos en Ciudad Universitaria el sábado pasado cuando elementos de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal ingresaron a las instalaciones universitarias y uno de ellos disparó un arma de fuego hiriendo a dos estudiantes, el ombudsman dijo que se trata de un tema sensible y que es parte de las insuficiencias que hay en la impartición de justicia. 

“Nadie en su sano juicio va a decir que se deje de perseguir el delito, el punto es ¿tenemos los protocolos adecuados? ¿Tenemos la capacitación adecuada de los policías para que hagan su trabajo en ciertas circunstancias? Son parte de los problemas”, indicó 

Insistió en que el tema de la impunidad se debe trabajar en varias vertientes, una de ellas es la capacitación de los policías y justificó que ante este problemas el Ejército está en la calle, lo cual no es deseable, pero la realidad se han impuesto en el tema de que en tanto no se tengan policías realmente preparados se ha impuesto la realidad ante una circunstancia de graves temas de inseguridad pública. 

Sobre el caso del asesinato de Luis Donaldo Colosio del cual fue el cuarto fiscal en agosto de 1996 y en el año 2000 emitió el informe que se mantiene vigente, y dijo que la actual situación del país es mucho más compleja que en aquellos años. 

Dijo que decidió participar en el proceso es que vio nacer a la CNDH y trabajó en ella 13 años y en la defensa de varios temas que atiende el organismo “No soy ingenuo, es mucho más complejo este tema que ya de suyo lo era, el caso Colosio, donde la atención de la nación estaba puesta en ese asunto y en donde lo que hicimos fue trabajar con profesionalismo, dar a conocer los resultados, no anticipamos conclusiones, hasta que se agotaron las líneas de investigación, lo cual seguiré aplicando”. 

En ese sentido, aseguró que lo peor que le puede pasar a las instituciones y a la falta de confianza es que se anticipen cosas de las cuales no hay una determinación. 

A pregunta expresa sobre si es necesario crear una comisión especial para el caso de los 43 estudiantes desaparecidos, González Pérez se comprometió a hacer su trabajo porque tiene que determinar cuáles fueron los derechos humanos en la acción y en la omisión y señalar puntualmente qué autoridades incurrieron en esta circunstancia y es el trabajo que le toca al ombudsman más allá de que desde el Congreso se le está dando seguimiento. 

“Creo que debe haber un espacio para el ombudsman para que le permitan ver hasta dónde puede llegar. Quiero revisar las indagatorias que lleva la propia CNDH ya tuve un primer acercamiento con el personal que está a cargo, voy a profundizar, voy a ver qué hay que fortalecer, impulsar, reorientar y estar en contacto con los representantes de las víctimas”, dijo. 

A pregunta expresa sobre con qué equipo llega a la CNDH dijo que no se quiso precipitar pero que invitó a personas de la Universidad Nacional Autónoma de México. Y que habló con el personal del presidente saliente para hablar con cada uno de ellos y no generar una parálisis en el organismo en el proceso de renovación. 

“No llegó a reinventar la CNDH, hay personal calificado al interior de la CNDH, como los sistemas periciales y no se puede generalizar, pero sí habrá cambios”. 

Sobre en dónde quiere ver al organismo en cinco años, dijo que desea hacer su trabajo muy bien y que en cinco años esa sea la valoración pero anticipó que no pensará en la reelección. 

“Lo digo categóricamente si algo hay que buscar es quitarle aquellos elementos de politización al ombudsman. No me voy a reelegir, es un compromiso que asumo de cara a la sociedad porque estoy convencido de que este proceso lo que no ayuda, sino que le carga elementos de politización que pueden desgastar a las instituciones”, indicó.

Con información: Radio Fórmula

Comparte

Comenta

Noticias relacionadas

Accesibilidad