Registra Mississippi inundaciones de hasta 11 metros de altura

Estados Unidos.- En la capital del estado, Jackson, miles de casas han quedado sumergidas en el agua debido a las recientes lluvias registradas y ya han solicitado a la población que no regrese hasta que la lluvia descienda.

Las inundaciones en el río Pearl continúan subiendo en Jackson, la capital de Misisipi, y se han pronosticado más lluvias en los próximos días. El gobernador Tate Reeves advirtió a los residentes que pasarían días antes de que las aguas comiencen a descender.

El río parecía haber llegado a sus números más altos este lunes, pero las autoridades advirtieron a los cientos de evacuados en el área de Jackson que no se apresuren a regresar a casa hasta que todo esté despejado, debido a que los condados más al sur del estado están en riesgo de más inundaciones.

«Por favor, no regresen a sus vecindarios ni a sus hogares hasta que las autoridades y funcionarios les den permiso para hacerlo», dijo el gobernador Reeves, en una conferencia de prensa.

Al momento no se han reportado heridos, pero a medida que el nivel del agua baja, los funcionarios esperan encontrar carreteras dañadas y problemas con las tuberías de agua y alcantarillado. En Savannah, Tennessee, dos casas se deslizaron por un acantilado fangoso hacia el río Tennessee, aunque sus residentes habían huido antes.

En un vecindario de la capital sueña los residentes remaban en canoas, kayaks y pequeños botes de pesca para revisar sus casas y dar recorridos a otros vecinos. Algunos pudieron entrar, mientras que otros se asomaron por las ventanas para ver qué daño se había hecho dentro. En el exterior, las aguas de inundación lamían los buzones, los letreros de las calles y los automóviles que habían quedado en las entradas.

Los equipos de rescate realizaron cuatro evacuaciones asistidas el sábado, aunque dijeron que no se necesitaban durante la noche.

«Esperamos que el río siga creciendo durante las próximas 24 horas más o menos», dijo Reeves previo a la subida del río el domingo. «Todavía no hemos salido del bosque».

El alcalde de Jackson, Chokwe Lumumba, dijo que se había cortado el suministro eléctrico a 504 residencias como medida de seguridad. Dijo que algunas casas de la ciudad se habían inundado, pero las autoridades aún no saben cuántas. Unas 30 personas se encuentran en un refugio que se estableció en Jackson, dijo.

Casi 2 mil 400 estructuras en los tres condados más cercanos al río y al embalse, los condados de Hinds, Rankin y Madison, fueron afectados, dijo Malary White, de la Agencia de Manejo de Emergencias de Misisipi.

Con información de Milenio.

Noticias relacionadas

Accesibilidad