Trump recibe terapia con Remdesivir; no requiere oxígeno

MUNDO.- El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, no requiere oxígeno suplementario e inició terapia con Remdesivir, tras dar positivo a COVID-19, en donde intervienen especialistas de Johns Hopkins, informó el parte médico de la Casa Blanca.

Trump recibió Remdesivir después de que este mismo viernes todavía en la Casa Blanca se le administrase una dosis de ocho gramos del cóctel experimental de anticuerpos de la farmacéutica Regeneron.

Previo a la difusión del parte médico, el mandatario estadounidense publicó a las 22:30 horas de México su primer mensaje desde el Hospital Militar Walter Reed.

“Me va bien, creo! Gracias a todos. ¡¡¡AMOR!!!, tuiteó

La Casa Blanca ordenó en junio la compra de prácticamente toda la producción hasta septiembre del tratamiento de Redemsivir, de la empresa estadounidense Gilead, una de las dos medicinas que han probado ser útiles contra la COVID-19.

El director general de la Agencia Danesa de Medicamentos, Thomas Senderovitz, dijo entonces en la televisión pública de su país que el paso dado por Estados Unidos para acaparar Redemsivir es una mala noticia para Europa y para un mundo en medio de una crisis global.

“No he visto algo así antes. Una compañía que decide vender todo su inventario a un solo país. Es muy extraño e inapropiado”, indicó.

Trump fue hospitalizado la tarde de este viernes en el Centro Médico Militar Nacional Walter Reed, apenas 18 horas después de confirmarse su positivo por coronavirus.

Conley reconoció antes del ingreso que el presidente se siente fatigado y algunos medios han publicado que tiene fiebre.

La Casa Blanca informó que el presidente estará ingresado en el Walter Reed “los próximos días” y que trabajará desde las oficinas presidenciales de este centro médico.

El presidente Donald Trump subió este viernes al helicóptero presidencial Marine One para trasladarse a un hospital militar luego de haber dado positivo a pruebas de detección del nuevo coronavirus, el cual ha matado a más de 200 mil estadounidenses y ahora se ha propagado en las altas esferas del gobierno de Estados Unidos.

La Casa Blanca dijo que la visita de “unos días” al Centro Médico Militar Nacional Walter Reed era por precaución y que Trump continuaría trabajando desde la suite presidencial del hospital, que está equipada para permitirle cumplir con sus deberes oficiales.

Trump salió de la Casa Blanca e hizo señas con el pulgar, pero no habló. Los miembros de la tripulación, los agentes del Servicio Secreto y el personal de la Casa Blanca usaron mascarillas para protegerse a bordo del helicóptero.

Poco antes el viernes, la Casa Blanca dijo que a Trump se le administró un coctel experimental de anticuerpos.

Justo cuando falta un mes para las elecciones presidenciales, Trump anunció su infección en un tuit alrededor de la 1 de la mañana después de que regresara de un acto de recaudación de fondos. El mandatario no dijo nada a la multitud a sabiendas de que había estado expuesto a una colaboradora contagiada.

Millones de personas se han infectado de coronavirus en Estados Unidos y más de un millón han fallecido en el mundo.

La primera dama Melania Trump también dio positivo, dijo el presidente, así como varios colaboradores más en la Casa Blanca, suscitando preocupación de que la Casa Blanca o incluso el mandatario mismo podrían haber propagado aun más el coronavirus.

Con información de AP y Twitter / Foto: AP

Noticias relacionadas

Accesibilidad