Cerrar (X)


FOTO: ACG

Van 3,200 autobuses secuestrados durante este año: transportistas

Ciudad de México.- En lo que va de este año, 3 mil 200 autobuses de pasajeros han sido secuestrados, mientras que el robo al transporte de carga aumentó 53 por ciento durante el tercer trimestre de 2017 en comparación con el mismo periodo de 2016, revelaron líderes transportistas.

En el marco de la Expo Transporte, las agrupaciones consideraron que la delincuencia alcanzó niveles insostenibles”, por lo que urgieron al gobierno y al Poder Legislativo a tipificar el robo al autotransporte como delito federal.

En conferencia, presidentes de las asociaciones más representativas del transporte de carga y pasaje, así como de la Asociación Nacional de Productores de Autobuses, Camiones y Tractocamiones (Anpact) solicitaron mayor coordinación entre estados y municipios para incrementar la seguridad.

Según un reporte de la consultora SensiGuard, durante el tercer trimestre de 2017 se reportaron mil 88 incidentes de robo a transporte de carga, lo que implica un incremento de 53 por ciento, en comparación con el mismo período de 2016. Esta cifra también representa un aumento de 28 por ciento con relación al trimestre anterior.

Del total de los casos de robo a transporte de carga en México, 94 por ciento se concentran en las regiones Centro (60 por ciento), Oeste (21 por ciento ) y Sureste (13 por ciento).

Jaime Delgado, presidente de la Cámara Nacional de Autotransporte de Pasaje y Turismo (Canapat), destacó que en lo que va de 2017 se ha reportado el secuestro de 3 mil 200 autobuses y la quema de 26 unidades, eso sin contar las barreras que se ponen en carreteras y el secuestro de conductores.

La lista de entidades más afectadas la encabezan Michoacán, Oaxaca, Guerrero, Chiapas y Estado de México, entidad donde, según Delgado, de la Escuela Normal de Tenería “de pronto” secuestran entre 70 y 80 autobuses con todo y conductor: “Los vandalizan, si bien nos va nos los regresan, si no se roban otros”.

LOS DAÑOS

Explicó que los daños se miden desde el momento en que se deja de prestar el servicio, pero la afectación a los usuarios no se puede valorar.“Un autobús parado es un negocio cerrado”, aunado al daño económico del valor de las unidades que se pierden, las cuales tienen un precio de entre 5 y 6 millones de pesos.

Delgado señaló que a pesar de que estos casos se denuncian, como no se trata un delito federal, “no pasa nada”, por lo que subrayó que se debe apoyar la iniciativa de que el robo al autotransporte se tipifique de manera federal, de modo que las denuncias sean efectivas.

El representante de Canapat, cuyo gremio acapara a cerca de 97 por ciento del transporte de pasaje en el país, también alertó del apedreamiento a ventanillas y parabrisas de autobuses, ya que en estos meses de 2017 cerca de 3 mil unidades sufrieron daños de este tipo, ocasionando accidentes, principalmente en la zona centro e, incluso, fallecimientos.

En su intervención, Alex Theissen, presidente de la Asociación Nacional de Transporte Privado, señaló que el robo al transporte de carga afecta en tres aspectos: “No puedes vender, no se recupera la carga y se compite con la mercancía robada que está por debajo del costo real”.

Señaló que sus asociados han dejado de circular en determinados horarios, medida que repercute en el costo logístico para las empresas. Entre las entidades con mayor incidencia están Ciudad de México y Estado de México.

Mientras que Rogelio Montemayor, presidente de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar), consideró preocupante el nivel de violencia hacia los operadores de las unidades, ya que cada vez es más frecuente que sean golpeados o privados de la libertad; también dijo que son alarmantes los índices de robos en carreteras, sobre todo en el corredor Puebla-Veracruz-México.

SIN RESULTADOS

Elías Dip, presidente de la Confederación Nacional de Transportistas Mexicanos (Conatram), comentó que el gobierno no ha dado los resultados en seguridad: “Se roban un camión a las 6 de la tarde y por la mañana ya está en partes; la autoridad ya sabe dónde están la mafia, los delincuentes y quiénes son los que venden las partes”.

Dijo que al día se roban entre seis y 12 camiones, lo que ha provocado que los costos de las pólizas de seguros se eleven a 200 mil pesos en promedio, cifra impagable.

El líder agregó que este problema está destruyendo al sector, por lo que llamó al secretario de Comunicaciones, Gerardo Ruiz, a ponerse la camiseta y que antes de que termine noviembre se reúnan con el Congreso.

Refugio Muñoz, vicepresidente ejecutivo de Canacar, señaló que la iniciativa de que el robo a transporte se convierta en un delito federal fue presentada por la Comisión de Transporte ante la Cámara de Diputados.

Explicó que los delincuentes se roban un camión en una entidad, pero la mercancía la almacenan y distribuyen en otra, de tal manera que al convertirse en ámbito de varias autoridades hace casi imposible que se coordinen.

Fuente: Milenio

Comparte

Comenta

Noticias relacionadas

Movilidad masiva urbana, fundamental para la SCT

martes 21 de noviembre de 2017

Investigan asesinato de Ombudsman de BCS

martes 21 de noviembre de 2017

Accesibilidad