Coronavirus: ingeniero de la UNAM creará ventiladores médicos para donarlos

MÉXICO.- La demanda de ventiladores médicos o respiradores artificiales, fundamentales para la sobrevivencia de los pacientes graves infectados por covid-19, se ha disparado en meses recientes, por lo que las empresas dedicadas a la fabricación de estos aparatos han comenzado a trabajar a marchas forzadas ante el inminente aumento de casos que deberán ser atendidos en hospitales.

 

El tesorero de la Asociación Industrial de Productos Médicos de las Californias AC, que representa a 76 fabricantes en Baja California, Miguel Ángel Félix Díaz, dijo que la demanda de los equipos de ventilación aumentó 1000 por ciento luego del brote de coronavirus:

“Debemos continuar operando, porque vamos a salvar vidas y mitigar la pandemia”, dijo el tesorero.

La industria fue incluida en una lista del gobierno mexicano de “actividades esenciales”, lo que permitió que las fábricas permanecieran abiertas, a pesar de un cierre nacional que afecta a la mayoría de las empresas.

Por ello, fabricantes y especialistas trabajan no solo en la producción masiva y contrarreloj de los ventiladores, sino también en la creación de un prototipo que sea fabricado en corto tiempo y a bajo costo para atender la emergencia sanitaria.

Entre las empresas que trabajan a marchas forzadas está Dräger, compañía internacional líder en los ámbitos de la tecnología médica y de seguridad; otra es Hamilton Medical, la cual ha aumentado su capacidad de producción y adelantó que buscará duplicarla para finales de abril.

También, el IPN dio a conocer que sus investigadores lograron avanzar en el diseño y desarrollo de dos tipos de ventiladores mecánicos para auxiliar al sector salud ante la carencia de esos equipos médicos, por lo que en breve estará en condiciones de fabricar 90 respiradores invasivos.

En tanto, Zaid Badwan, egresado de ingeniería mecatrónica de la UNAM y fundador de Medi-Print, destacó que su empresa trabaja a marchas forzadas en el desarrollo de un prototipo para fabricar respiradores de emergencia a bajo costo con impresoras 3D para donar en hospitales a más tardar en un mes.

Detalló que los ventiladores mecánicos tienen un costo de entre 700 mil y un millón de pesos y en México hay muy pocos, por lo que Medi-Print está desarrollando prototipos ‘caseros’ que las autoridades puedan aprobar para que se utilicen en los casos menos críticos y un costo de fabricación de 15 mil pesos.

Asimismo, el gobierno federal trabaja en la reparación de mil 500 respiradores artificiales que tenían averías menores y que en estos momentos ayudarán a reducir la demanda.

Con el objetivo de suministrar el equipo necesario, la autoridad federal compró 5 mil aparatos a China, a pesar de que México es uno de los principales productores y provee a Estados Unidos. En tanto, Grupo Infra donó 50 ventiladores al Hospital General de Zona 32 del IMSS para pacientes con covid-19.

 

Con información de Milenio / Foto: Facebook / @UNAM.MX.Oficial

Noticias relacionadas

Accesibilidad