RESPIRando: El digno paso de los años

El digno paso de los años: La historia de Leti

 

La fuente de la juventud

¿Le gustaría ser joven eternamente? Hace años, se dio a conocer que en Florida, Estados Unidos, existía la que podría ser la fuente de la juventud.

Habitantes de la ciudad de Punta Gorda, afirmaban que, aunque nadie se había vuelto inmortal, el consumo del agua de la zona les alargaba la vida.

Sin embargo, 1983 se analizó su composición y se determinó que es ligeramente radiactiva, pues contiene: 9.2 picocurios de isótopo de radio-226 (Los límites de radio recomendados son de 5 picocurios por litro).

El gobierno ordenó el cierre del manantial, pero la población no lo aceptó al creer que es la verdadera fuente de la juventud.

Según los especialistas, el consumo de agua de la fuente de Punta Gorda apenas aumenta la incidencia de padecer cáncer y las posibilidades de que enferme a la gente es de una entre 20 mil, si se bebe su agua durante 70 años.

Así que por el momento, la fuente de la juventud aún no ha sido descubierta.

Es por ello que millones de personas en el mundo, motivadas por los altos estándares de belleza que rigen nuestra actualidad, recurren a diversos métodos para mantenerse jóvenes, o al menos, extender la mayor cantidad de años la apariencia jovial.

Cirugías estéticas, productos de belleza, vitaminas o suplementos, buena alimentación e hidratación, productos milagro, ejercicio y remedios caseros, son algunos de los recursos que se utilizan para intentar retrasar el paso de los años.

Leticia asegura que no lo necesita.

Juventud, la depuración del cuerpo

Con juventud desbordando en la mirada, en sus palabras y en su delicada sonrisa, Leticia afirma que vive plenamente a sus 63 años; como ella dice “ya pegándole a los 64”.

Empleada del gobierno (trabaja para la PGR), afirma que es la mujer más orgullosa de sus dos hijos y sus cuatro nietos.

Pero su vida no siempre fue así.

“Fumaba, tomaba, (…) tomaba mucho, era una persona hasta cierto punto un poco agresiva conmigo misma y para con los demás. Era muy materialista, mucho muy materialista, muy orgullosa”. 

Leti cuenta que fue en una conversación con su hija la que cambió el rumbo de su existencia.  

“Me acuerdo que mi hija pequeña me decía ‘tú no sabes hacer otra cosa’, mi hija me decía porque todo el tiempo era cocinar y hacer cosas. (…) Se me quedó muy grabado eso”. 

Entonces, recuerda, se encontró por accidente con el yoga. 

“Me inscribí en la YMCA, primero en la natación, en el voleibol y ya cuando vi yoga dije ‘voy a ver de qué se trata esto’. Me acerco a yoga hace aproximadamente unos 30 años, la primera vez. (…) Lo dejé un tiempo, pero ahorita te podría decir que son 17 años ininterrumpidos haciendo yoga”. 

Con emoción al hablar sobre esta disciplina, Leti comparte que en algún momento de su vida, el yoga le ayudó como terapia para rehabilitarse por una fractura.  

“Hice bicicleta de montaña, me dediqué mucho tiempo al alpinismo entonces me lastimé las rodillas”.

Sin embargo, en todos estos años, los resultados han ido más allá de lo físico.  

“He aprendido a ser paciente conmigo misma, a ser paciente obviamente con los demás, (…) tampoco me enfermo, o sea, yo tardo mucho realmente pasa mucho tiempo, muchos años en que me dé una gripa, una gastritis, colitis, nada de eso padezco afortunadamente”. 

Asimismo, asegura que con el yoga ha realizado un trabajo de depuración que la mantiene sana. 

“He depurado tanto con la yoga que me pasa algo curioso, ya ninguna bebida alcohólica totalmente tolera mi cuerpo. Tanto se ha depurado con el tiempo y los años, esta limpieza interna, que lo único que tolero es la cerveza”.

El yoga no es una fuente de la juventud, pero para Leti es más que eso: es una fuente de plenitud.

“Yo antes a medio mundo que platicaba o que me encontraba ‘oye ¿cómo le haces para mantenerte?’ porque ya tengo 63 años, voy para los 64, ‘¿y cómo le haces, con esa figura?, etc’, y yo ‘pues la yoga’. (…) Es tan grande la satisfacción que me ha dejado, no solamente la figura física, sino internamente lo que me ha ayudado”.

Leticia no necesita fuente de la juventud, cirugías o productos milagro para verse y sentirse bien. Ella es feliz por lo que cultiva en su interior: paz.

México, tercer lugar en cirugías estéticas

Según estadísticas de asociaciones internacionales, el número de cirugías estéticas ha aumentado en los últimos años.

México ocupa el tercer lugar a nivel mundial.

La cirugía plástica es una especialidad quirúrgica que se ocupa de la corrección de todo proceso congénito, adquirido, tumoral o involutivo, que requiera reparación o reposición o que afecta a la forma y/o función corporal.

Las técnicas se basa en el trasplante y la movilización de tejidos mediante injertos y colgajos o incluso implantes de material inerte.

A principios de este año, la UNAM advirtió que en esa área ejercen algunos médicos generales improvisados y otros profesionales sin especialización, lo que genera riesgos desde no obtener los resultados esperados hasta la muerte.

El académico de la Facultad de Medicina, Antonio Fuente del Campo, indicó que el aumento en las cirugías estéticas se debe a que muchas intervenciones se practican con anestesia local, lo que reduce el costo y el temor en los pacientes.

Sin embargo, dijo, hoy en día existen procedimientos endoscópicos no invasivos que permiten una pronta recuperación y resultados con apariencia natural.

“Antes la gente no se practicaba una cirugía estética porque implicaba grandes heridas y largos procesos de recuperación; ahora esto ha cambiado”.

Asimismo, explicó que esta especialidad incluye, además de las intervenciones estéticas, el manejo de quemados, de trauma facial, reconstrucción y atención de malformaciones congénitas en cara, miembros o genitales, pero, alertó, el concepto de cirugía estética se ha distorsionado y ante esta confusión se engaña a la gente.

“Dentro de la cirugía plástica, la estética es la que requiere de mayor conocimiento y experiencia”.

Ellos también recurren a las cirugías estéticas

Las cirugías estéticas más solicitadas dependen del género y edad del paciente, y “las más frecuentes entre mujeres jóvenes es la corrección de nariz, aumento de senos y lipoescultura”.

Las de mediana edad buscan corregir el abdomen o la caída de los senos, así como “rejuvenecer” su aspecto corrigiendo los párpados o el cuello, y remodelar su contorno corporal con una lipoescultura. 

Respecto a los hombres, señaló que cuando son jóvenes buscan cirugías de nariz, orejas y liposucción de zonas donde se acumuló la grasa.

Con el tiempo, se interesan por refrescar su aspecto corrigiendo los parpados y la papada. La liposucción es también un procedimiento muy solicitado, en particular del abdomen.

Según la UNAM, de cada 10 cirugías para rejuvenecer, nueve se aplican en mujeres y una en hombres.

Le vejez digna

Además de gozar de buena salud, de ser una mujer feliz y de sentirse orgullosa de su familia, afirma que el yoga le ha ayudado a crecer en lo espiritual.

“El próximo año espero primeramente Dios ya jubilarme, retirarme pensionada e irme a la India. Tengo ese ‘gusanito’ de conocer todavía esa parte más interna de mí y yo pienso que allá lo voy a encontrar todavía más esa paz”. 

Dada la armonía que ha encontrado en esta disciplina, practicando con frecuencia y respirando, no pierde la oportunidad de invitar a más gente a ser parte de esta experiencia. 

“Yo prácticamente soy la abuelita de las de la clase. (…) El hecho de que ellas empiecen con esta disciplina les aplaudo y les digo ‘no lo dejen, porque si así tan jóvenes, así tan bellas van a estar más bellas todavía con una vejez digna”. 

Y agrega: “con esta disciplina se crece en todos los sentidos: espiritual, física, moralmente y el alma te llena enormemente. (…) Es algo que forma parte de mí, o sea, va estar todo el tiempo hasta el último día de mi existencia”. 

En este video de YouTube, encontrarás una práctica impartida por la maestra Marisol, para aumentar la vitalidad y desintoxicar el cuerpo.

 

 

 

Redacción / Video: YouTube/En Cuerpo y Alma con Marisol

Noticias relacionadas

Reportan enfrentamientos en Michoacán

sábado 4 de abril de 2020

Accesibilidad