RESPIRando: The Beatles; de la posguerra y rock, a la meditación

¿Por qué The Beatles?

Quienes me conocen saben que soy fan de The Beatles por influencia de mi padre. 

Crecí escuchando “A hard day´s night”, “Help”, “She loves you”, “Twist and shout”, entre otras canciones de la banda británica. 

Cuando estaba en la primaria veía, a través de un sistema de cable, una caricatura del grupo. Yo no hablaba inglés, así que me conformaba con interpretar las aventuras de los dibujos animados. 

“Anna”, del álbum “Please, please me”, fue la primera canción en inglés que me aprendí y que dignamente podía cantar sin washa washear 

En la universidad y después de vivir muchos años en provincia, hice el descubrimiento de mi vida (así lo consideré en su momento): una estación de radio que de lunes a viernes transmite dos programas al día dedicados a The Beatles (saben a cual me refiero).

Pero estoy segura que el momento que definió mi gusto por el cuarteto de Liverpool ocurrió cuando era bebé. Recuerdo, aunque pudo haber sido un sueño, estar sentada al lado de una grabadora y frente a mí, mi padre, llorando tras escuchar la noticia sobre la muerte de John Lennon.

Sí. Esa escena la llevaré hasta el último día de mi vida.  

A título personal, escucharlos es como estar en casa, como el abrazo de tus padres, como sentirte cobijado por todo el amor del mundo.  

Así es mi historia con la Beatlemanía, y hago esta remembranza en el Día Internacional de The Beatles. 

 

16 de enero

Existe un debate entre los seguidores de la banda británica. Algunos afirman que hoy es el “Beatles Day”. Otros señalan al 6 de julio como la fecha oficial. 

La primera fecha se debe a la inauguración del Cavern Club, el bar de Liverpool donde The Beatles inició su carrera.

«Sin este club probablemente nada hubiera sucedido», afirma Tere Chacón, locutora y titular del programa El Círculo Beatle.

La otra surge en honor al día en que se conocieron Lennon y McCartney: 6 de julio de 1957.

Como sea, pese al tiempo, los géneros musicales y las nuevas generaciones, la música de The Beatles sigue aquí, allá y donde quiera; diría su canción “Here, there and everywhere”.

¿Tienes algún recuerdo vinculado a Lennon, McCartney, Harrison y Starr?

 

The Beatles y la meditación

Te preguntarás por qué recuerdo al cuarteto de Liverpool en una nota sobre yoga.

Pues bien, gran parte de su legado musical está relacionado con el lugar donde nació esta disciplina: la ciudad de Rishikesh, en la India.

Los inicios de John, Paul, George y Ringo estuvieron vinculados a la posguerra y el comienzo del movimiento hippie, donde el estandarte era el deseo de la paz mundial.

Según los expertos, empezaron a crear música en una sociedad británica donde la buena presencia y el estrato social predominaban. Así se ganaron a sus primeros seguidores, que después los acompañarían en su siguiente nivel: el rock.

Y justo cuando definían un estilo, pasaban a otro: del rock al folk, al sinfónico, lo mismo que el pop y psicodélico, llegando al romántico y hasta el barroco.

The Beatles, siempre buscando, siempre explorando los límites.

Para 1967 y pese a estar en uno de los mejores momentos de su carrera, la banda pasó por una etapa de desconcierto y, dicen, con la sensación de que nada sería igual. Había muerto Brian Epstein, manager y pieza clave en el éxito del cuarteto.

Fue en esta etapa que el grupo, junto a un séquito de acompañantes, hizo un viaje de retiro a Rishikesh.

«Posiblemente la muerte de Epstein influyó en el viaje, algunos dicen que lo relacionan con las drogas y la intención de alejarse de ellas», dijo en entrevista a EFE Marcus O’Dair, profesor de música contemporánea en la Middlesex University de Londres.

Fue entonces que John, Paul, George y Ringo se aislaron de la atención mediática y estudiaron meditación transcendental, técnicabasada en la repetición de mantras, creada por el gurú Maharishi Mahesh Yogi.

Aunque la experiencia duró poco más de un mes, este fue uno de los periodos más creativos e importantes de la banda. El resultado fueron 50 canciones para “The White Album” y parte de “Abbey Road”.

“Rishikesh es una referencia para los yoguis por el simbolismo del Ganges y la cercanía del Himalaya, pero sobre todo por el viaje que The Beatles que convirtió a la ciudad en un icono de lo que la India significa en la cultura popular occidental”, explicó Andrew Tanner, embajador de Yoga Alliance.

De los cuatro, George fue el único que tomó el hinduismo como una forma de vida y a través de sus composiciones difundió la filosofía de que la esencia de la vida no es el consumismo, sino que esa circunstancia es una capa o un reflejo.

“En la India aprendí que no puedes creer en nada hasta que no hayas tenido una experiencia directa de ello”, dijo en entrevista para el documental “Viviendo en el mundo material”.

Y es que su meta era llegar al estado de conciencia pura, a través de la meditación trascendental.

 

La meditación 

Se trata de una técnica mental y física que permite a quienes la practican, controlar la atención y los pensamientos.

Hoy en día la tecnología rige nuestra forma de vida. He visto a muchas personas que han modificado sus hábitos por el uso del celular, computadoras, tabletas y todo tipo de dispositivos.

Por ejemplo, muchos caminan encorvados y con la atención en el celular. No se fijan al cruzar la calle ni miran hacia delante, quedando expuestos a chocar con cualquier objeto o persona alguna.

Y como esa escena, muchas más.

Quienes practican yoga recomiendan la meditación como una herramienta para regresarnos el control sobre nuestra propia vida.

A diferencia de lo que muchos piensan, meditar no significa pasar horas intentando poner la mente en blanco y levitar.

“Medito en las mañanas entre 15 y 20 minutos. Me siento en el sofá, cierro los ojos y digo mentalmente un mantra. Lo que logre concentrarme es suficiente para vivir mi día en armonía y amor”, afirma Cynthia, quien practica yoga desde hace 10 años.

En la meditación encontrarás beneficios como: 

  • Reducir el estrés y la ansiedad.
    Un estudio realizado en la Universidad Johns Hopkins (Estados Unidos) con 3 mil 500 personas, que es eficaz para reducir los niveles de cortisol, la hormona del estrés.  
  • Bienestar emocional
    Las personas que meditan tienen mayor autoestima y optimismo, y tienden a sufrir menos síntomas de depresión.  
  • Mayor concentración
    Incrementa la capacidad para decidir en qué concentrarse y el tiempo para realizar una tarea sin distracciones.  
  • Conserva la memoria
    Reduce la pérdida de memoria asociada a la edad y potencia la claridad de pensamiento, según una revisión de 12 estudios científicos.  
  • Adicciones bajo control
    Permite descubrir las causas de la adicción a través de la observación de los propios pensamientos. 
  • Mejora el sueño
    Ayuda a no caer en la espiral de pensamientos que llevan al insomnio.  
  • Controla el dolor
    Quienes meditan tienen mayor capacidad para sobrellevar el dolor. 
  • Disminuye la tensión arterial
    Reduce la carga de trabajo que debe realizar el corazón y, en consecuencia, el riesgo de enfermedad cardiovascular se reduce.

Dale a tu cuerpo y tu mente la oportunidad de vivir la experiencia de la meditación. En este video de YouTube encontrarás una sesión guiada.

Si The Beatles encontró en la meditación un importante periodo de creatividad, imagina lo que puede hacer por ti.

 


 

Namasté. 

 

Redacción / Con información de Milenio, La Vanguardia, eluniversal.com.co y cuerpomente.com / Foto: Keystone Features / Hulton Archive / Video: YouTube / MalovaElena

Noticias relacionadas

Se celebran los Premios SAG 2020

domingo 19 de enero de 2020

Accesibilidad